sábado, 8 de agosto de 2009

Leibovitz arruinada

La gran fotógrafa Annie Leibovitz está arruinada. El 8 de septiembre tiene que devolver un crédito que The New York Times estima en 24 millones de dólares a Art Capital Group, una especie de siniestro Monte de Piedad de los artistas, a los que presta dinero pero tomando su obra como garantía colateral. Si Leibovitz no paga puede quedarse sin sus tres casas en Greenwich Village –vive y trabaja en dos de ellas, la tercera la tiene alquilada- pero lo peor es que puede perder el control de su trabajo, que a lo largo de los años preservó celosamente de reproducciones degradantes. Si nadie lo remedia, ahora podríamos ver su famoso desnudo de Demi Moore embarazada decorando camisetas.
¿Pero cómo puede haberle pasado esto a la Leibovitz? Dicen que en parte por su mala cabeza financiera –no gasta mucho en sí misma, pero sí en otras cosas, sobre todo desde que es madre soltera de tres criaturas, una por inseminación artificial y parida por ella, las otras dos mediante madre de alquiler-, en parte por la serie de desgracias que marcaron su vida en el 2005. En ese año murieron, con 37 días de diferencia, su padre y su compañera sentimental de muchos años, Susan Sontag. No era una relación evidente para todo el mundo. Vivían en casas separadas pero a tiro de piedra –se podían ver por las ventanas- y aunque medio recorrieron el mundo juntas, la una escribiendo y la otra tomando fotos, nunca hubo alardes. Lo más parecido al orgullo gay que protagonizaron fue cuando Leibovitz asistió al parto de sus gemelas, ya muerta Sontag, con una foto de esta en la mano. Dicen que la sostenía frente a las niñas llorando a lágrima viva. También dicen que si Leibovitz y Sontag se hubieran podido casar, la primera habría podido heredar de la segunda, sin que se lo comieran todo los impuestos, y su situación financiera sería otra.

Hay a quien le quitan la casa,y hay a quien le pueden quitar las fotos y el alma, como a Annie Leibovitz. Ya hubo quién no se creyó su embarazo, así que cómo debe ser una insegura terminó plagiando su foto más famosa y posando como Demi Moore.

Además a Leibovitz se le acumulan los problemas, en las exposiciones antólogicas que recorren el mundo-y que ahora está en Madrid- existen muchas fotos de Sontag en los momentos peores de la enfermedad, -e incluso una muerta- , dicen que es exhibicionismo de lo privado y que a Susan, no le hubiera gustado, pero a el hijo de la escritora le parece bien, y ha dado su consentimiento. Ni siquiera ha discutido por la herencia de su madre. Que está repartida entre ambos, el problema de Leibovitz viene porque tiene que pagar muchos impuestos porque no serfamilia legalmente.

En fin, que tendrá que hacer muchas fotos para Vanity y asesorarse financieramente por otros contables y abogados más honestos que no le lleven a la ruina.

6 comentarios:

Blue dijo...

A los artistas a veces (o muchas veces) se les escapan los números...

:)

marcela dijo...

Casi siempre, sin embargo a los artistas contemporáneos no se les escapa una. Yo creo que la Leibovitz a estado muy ocupada con problemas personales para poder ocuparse de los económicos.

MBI dijo...

............
exacto
............
la vida espiritual
se vive mal
calculando
.............
existencialmente
...........
hay que adaptarse
.............
para reposar emocionalmente
.............
la vida

marcela dijo...

ha estado, ha estado, ha estado, ha estado, ha estado....y así hasta mil
veces.

marcela dijo...

MBI que gusto verte por aquí, creía que estabas en tus cosas. Un abrazo

pilar mandl dijo...

Hay... querría haber estado :-)
"Ha estado" muy bien el artículo. Espero que no pierda nada... no estaría mal Demi Moore en las camisetas de Prenatal (si es necesario)

Un beso